1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin Calificaciones t)
Loading...Loading...

Banco Cuscatlán debe pagar multa de $485,810.40 y devolver $407,937.95 a ahorrantes a quienes cobró indebidamente cargos por inactividad de cuentas


Compartir artículo!

Antiguo Cuscatlán, 20 de julio de 2017. Después de diez años 6 meses y 28 días de batalla jurídica por la defensa de los derechos de las personas consumidoras, la Presidenta de la Defensoría del Consumidor, Yanci Urbina, anunció este jueves que el Banco Cuscatlán de El Salvador S.A. debe pagar una multa de $ 485,810.40 y hacer efectiva una devolución a consumidores por la suma de $ 407,937.95 cobrados indebidamente en perjuicio de las personas consumidoras ahorrantes de la entidad sancionada.

Este caso se originó el 19 de diciembre de 2006, cuando el Tribunal Sancionador conoció la denuncia colectiva contra el Banco Cuscatlán, por el cobro ilegal de estos recargos realizados en el período de diciembre 2005 a octubre de 2006. Este proveedor, inconforme por la sanción impuesta la impugnó ante la Sala de lo Contencioso Administrativo que la admite y resuelve a su favor el 4 de septiembre de 2013 en perjuicio del derecho de propiedad de las personas consumidoras.

En defensa del colectivo de consumidores afectados, la presidenta de la Defensoría del Consumidor, Yanci Urbina presentó amparo en Sala de lo Constitucional, el 21 de agosto de 2015, el cual finalmente fue resuelto el pasado mes de junio de 2017 contra la Sala de lo Contencioso Administrativo, dejando sin efecto la sentencia de ésta y ordenándole una nueva sentencia final apegada a los parámetros de constitucionalidad. La Sala de lo Contencioso Administrativo confirmó el pasado 17 de julio, la legalidad de la resolución del Tribunal Sancionador de la Defensoría del Consumidor, emitida en octubre de 2007.

El Tribunal Sancionador de la Defensoría del Consumidor, comprobó que el Banco Cuscatlán cobró ilegalmente recargos por inactividad de cuentas de ahorro efectuados desde el mes de diciembre de 2005 hasta octubre de 2006 a las cuentas que presentaban saldos de $ 25.00 o más (monto mínimo de apertura de cuentas), con lo cual violentó el art. 19, literal a) de la Ley de Protección al Consumidor (LPC), infracción muy grave al art. 44, literal d) cobrar intereses, comisiones o recargos en contravención a las disposiciones de la LPC.

La Presidenta de la Defensoría del Consumidor, Yanci Urbina, ejerciendo sus facultades legales, requirió el pasado miércoles al Banco Cuscatlán que en el plazo de tres días hábiles presente un plan de cumplimiento de la resolución del Tribunal Sancionador que contenga y desarrolle detalladamente las acciones que implementará para hacer efectivas las devoluciones.

Urbina, también ha advertido al Banco Cuscatlán que de no hacer efectivo el pago inmediato de los $ 485,810.40 en concepto de multa, se procederá al cobro forzoso de la misma, conforme a los procedimientos comunes, según al art. 149 de la Ley de Protección al Consumidor.

¿En qué consiste la práctica ilegal sancionada?

“Cobro por inactividad de cuenta” la sentencia del Tribunal Sancionador deja en firme que:

 No puede tipificarse como:

a) un “mal manejo de cuenta” ya que el depósito o ahorro persigue como finalidad, por parte del depositante, conservar parte de sus ingresos en previsión de necesidades futuras o de la formación de un capital. Es decir, la permanencia o inactividad de este tipo de depósitos es parte de su naturaleza.

b) No deviene de ningún “incumplimiento de obligaciones contractuales” dado que los contratos de ahorro corriente no estipulan la obligación del ahorrante de realizar movimientos en su cuenta, porque ello responde a la naturaleza misma de dichos contratos.

Si el contrato de ahorro persigue crear un fondo de reserva, de “acumular” sería contrario a su naturaleza el establecer un recargo por la mera inactividad en las cuentas de ahorro.

No puede obviarse que el dinero depositado son fondos propios del ahorrista, quien puede manejarlos dentro de los parámetros que le concede la ley, sin estar obligado a movilizar su cuenta.

Por estas razones el Tribunal ha considerado que el llamado “Recargo por Inactividad es contrario a lo dispuesto en el Art. 19 letra a) de la LPC, el cual establece como obligación de los proveedores cobrar solo los intereses, comisiones y recargos pactados contractualmente y, además que sean CONFORMES A LA LEY.

A la luz de tal disposición, no basta que las comisiones y recargos estén en el contrato, sino que sean conformes a lo que la legislación establece.

PRÁCTICAS PROHIBIDAS A PROVEEDORES DE SERVICIOS FINANCIEROS

POR LA LEY DE PROTECCIÓN AL CONSUMIDOR

 Son ILEGALES los siguientes cobros:

  • – Inactividad de cuentas de ahorro
. 19. Los proveedores de servicios de crédito, bursátiles o servicios financieros en general, en sus relaciones contractuales con los consumidores, están obligados según el caso, a cumplir con lo siguiente:

Literal a) Cobrar sólo los intereses, comisiones y recargos que hubiesen sido convenidos con el consumidor, en los términos y formas establecidos en el contrato, y conforme a la ley;

  • – Pagos anticipados de crédito. 19, literal m) Recibir del consumidor pagos anticipados en cualquier operación de crédito o bancaria, sin cargo alguno, salvo que el crédito sea financiado con fondos externos y que el proveedor tenga que pagar cargos por pago anticipado, o se trate de operaciones sujetas a tasa fija de mediano o corto plazo, siempre que tal circunstancia se haya incorporado en el contrato respectivo y se estipule el cargo.
  • – Manejo de cuentas de ahorro. Art. 20, literal e) Se prohíbe a proveedores de servicios de crédito, bursátiles o servicios financieros en general, incurrir en las siguientes conducta:
e) Cobrar comisiones o recargos por manejo de cuentas de ahorro, salvo que el saldo de las mismas sea menor al mínimo establecido para aperturarla.

La Defensoría del Consumidor llama a las personas usuarias de servicios financieros a denunciar estas prácticas empresariales ilegales que vulneran sus derechos.